Cómo y cuándo es posible aplazar el IVA

Cómo y cuándo es posible aplazar el IVA
Foto | ©BigStock
Actualizado: 08.03.19 - 07:00

Aplazar IVA

Una de las obligaciones del autónomo es la presentación trimestral del modelo 303 para declarar el IVA. Algunas veces, generalmente por falta de liquidez por facturas impagadas, se acaba el plazo y no te es posible realizar dicha declaración de IVA. En estos casos puedes plantearte una prórroga con Hacienda o, en otras palabras, aplazamiento del IVA.

Te contamos las condiciones para solicitar un aplazamiento de IVA en la Agencia Tributaria:

Aplazamiento del IVA para deudas inferiores a 30.000 euros sin aval

Los autónomos que lo soliciten podrán obtener un aplazamiento del IVA de 12 meses para deudas inferiores a 30.000€ sin tener que justificar las cuotas repercutidas impagadas. Esta opción la aprueba Hacienda automáticamente.

El periodo de aplazamiento en el caso de sociedades se reduce a 6 meses.

La solicitud de aplazamiento o fraccionamiento de IVA se puede hacer a través del modelo 303 que se presenta del 1 al 20 de los meses de abril, julio, octubre y enero. En enero es hasta el día 30.

En este modelo debes seleccionar la opción “Reconocimiento de deuda con opción de aplazamiento”.

Este aplazamiento tiene su propio modelo de solicitud, que pone a tu disposición Hacienda en su página web. Lo tendrás que presentar de forma telemática con tu certificado digital.

En el modelo de solicitud te piden los siguientes datos:

  • Datos de identificación. Tu nombre, apellidos, NIF, etc.
  • Importe exacto de la deuda.
  • El número de tu cuenta bancaria donde quieres domiciliar los pagos mensuales.
  • La propuesta de pago con el número de plazos y la fecha del primer plazo.

Aplazamiento del IVA para deudas superiores a 30.000 euros

Si la deuda, por el contrario, pasa de los 30.000 euros, Hacienda sí exige aval a autónomos y pymes que solicitan un aplazamiento de hasta 36 meses. En estos caos, el deudor sí está obligado a justificar el impago de las cuotas repercutidas mediante la aportación de facturas que identifiquen al cliente, el importe, la fecha de vencimiento, etc.

Pero ojo, por que Hacienda te obliga a ingresarle la parte de la deuda que corresponda a las cuotas repercutidas que sí has cobrado. Si no lo haces, Hacienda puede rechazar tu solicitud de aplazamiento

Deudas inaplazables

Si la deuda que has adquirido y pretendes aplazar no es en concepto de IVA, el artículo 65.2 de la Ley General Tributaria señala una serie de deudas que no pueden aplazarse o fraccionarse. Son las siguientes:

  • Pagos derivados de la ejecución de resoluciones firmes desestimatorias, suspendidas durante las reclamaciones o recursos.
  • Tributos repercutidos (a no ser que haya prueba de que dichas cuotas no han sido pagadas).
  • Pagos fraccionados del Impuesto de Sociedades.
Crea y personaliza tu propia web o tienda online.
Totalmente gratis
Información importante sobre cookies
Este portal web, utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Dispone de más información en nuestra Política de Cookies.
Configurar